Qué desayunar antes de ir al gimnasio

Qué desayunar antes de ir al gimnasio

El deporte, la alimentación y la salud siempre han de ir de la mano. La ejercitación física es fundamental para ponerte en forma , sentirte bien y mantener un estilo de vida saludable. Pero, claro, no debes olvidar que hacer deporte conlleva alimentarte correctamente y de un modo adecuado a las nuevas exigencias de tu ejercitación periódica.

Si haces deporte por las mañanas, pronto te preguntarás si debes desayunar antes o después de tus entrenamientos. Seguramente, habrás escuchado opiniones enfrentadas y tendrás tu propia opinión al respecto. Pero no es una cuestión menor y, por ello, vamos a dedicar este artículo a aclararla definitivamente. ¿Quieres conocer cuál es la respuesta correcta?

Desayunar antes o después de entrenar

Los nutricionistas aseguran que el desayuno es la comida más importante del día, porque el cuerpo lleva muchas tiempo sin nutrirse: alrededor de diez horas. Necesitamos recargar nuestra energía para afrontar el nuevo día y activar el metabolismo, que de otra manera no se pondrá a quemar calorías como te conviene.

Desayunar es fundamental, también, para escapar de los antojos y los vahídos de hambre que, casi siempre, nos invaden conforme avanza la mañana.  Es importante desayunar con abundancia y criterio, para no sentir hambre hasta la hora de la comida. La clave está en ingerir las calorías que después vas a quemar: si tomas menos, sentirás debilidad y ganas de comer; si tomas más, engordarás.

Ahora bien, ¿qué pasa si vamos a hacer deporte? ¿Conviene ayunar hasta después de la ejercitación y, después, comer para recuperar la energía gastada, o es mejor ir ya desayunados al entrenamiento?

Cuando el organismo lleva ocho o diez horas sin comer, sus niveles de glucosa y carbohidratos se encuentran bajo mínimos. Consecuentemente, tu cerebro tendrá un tono bajo y tus músculos no serán capaces de rendir al máximo.

Estudios sobre la quema de grasas al ejercitarnos sin desayunar

Algunos profesionales aseguran que entrenar sin desayunar ayuda a quemar las grasas del organismo, porque el cuerpo es sabio y obtiene en las reservas la energía que precisa. Incluso si así fuera, está comprobado que esas personas consumen muchas menos grasas de lo normal durante el resto del día.

Con todo, investigaciones científicas realizadas han constatado que no existe una diferencia real entre la eficacia de quemar grasas al entrenar en ayunas o correctamente desayunados.

Más incierto resulta el hecho de que entrenar en ayunas mejora el rendimiento y la sensibilidad a la insulina. Es posible que así sea, pero no se trata de factores clave para perder peso y mantenernos en mejor forma física.

Es decir, no te equivoques: es mejor desayunar antes de hacer ejercicio. La naturalidad y la normalidad son aspectos esenciales para tu organismo. Así que la pregunta no es si debes desayunar o no antes de ir al gym, sino qué debes tomar. Y eso es lo que vamos a contarte en el siguiente apartado.



Desayunos adecuados previos al deporte

El cuerpo humano es una máquina que necesita, como ellas, la energía necesaria. Si no tenemos combustible suficiente y adecuado, no podremos rendir como es debido. Precisamos hidratos de carbono (mejor sin demasiados índices de azúcar) y proteínas, aunque en este caso no en excesivas cantidades. Es mejor evitar los productos con altos niveles de grasas y, por mera precaución, huir de esos alimentos nuevos a los que no estamos acostumbrados y, por ello, desconocemos cómo pueden sentarnos.

Resumiendo: te conviene desayunar un menú rico en hidratos de carbono, moderado en proteínas y bajo en grasas y azúcares.

Cuándo hay que desayunar

Lo mejor es hacerlo un par de horas antes de empezar el ejercicio. Así, la digestión ya se ha realizado al empezar el deporte. Si no es posible, siempre es preferible entrenar haciendo la digestión que en ayunas.

Una precaución que has de tomar

Las barritas energéticas son una opción si, por cualquier circunstancia, no has podido desayunar correctamente para tu entrenamiento. Contienen hidratos de carbono, así como proteínas en ciertos casos, pero debes ser consciente de que también tienen azúcar, y este consumo no es en absoluto recomendable para nadie, ni siquiera para los deportistas.

Algunos desayunos indicados antes de entrenar

Te presentamos algunos ejemplos de buenas opciones para desayunar, aunque conviene que adaptes estos modelos a tus propias características, gustos y necesidades. Lo importante es que apuestes por el equilibrio, la moderación y la inteligencia. Recuerda: hidratos de carbono, algo de proteínas, muy poco de grasa y casi nada de azúcar. ¿Qué te parecen estas posibilidades?

– Opción 1. Leche semidesnatada (un vaso), pan integral tostado con aceite de oliva virgen extra, jamón dulce bajo en grasa y una pieza de fruta.

– Opción 2. Yogur desnatado más medio sándwich de pavo, lechuga y tomate.

– Opción 3. Un vaso de leche semidesnatada, un poco de fruta y una ración de cereales integrales sin apenas azúcar.

Definitivamente, acude a entrenar desayunado. Hazlo con moderación y con cabeza, pero no dejes hacerlo. Tu cuerpo, y tu silueta, te lo agradecerán.

Leave a reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *