¿Cómo te tienes que iniciar en el body pump?

¿Cómo te tienes que iniciar en el body pump?

Una de las actividades más populares en los centros deportivos es la clase de body pump. Las mujeres son las más adeptas a estas clases, ya que son motivadoras y divertidas, pero en sí es una actividad para todas las personas que quieren comenzar a trabajar su cuerpo. Si quieres conocer este ejercicio en profundidad, te lo contamos. ¡Sigue leyendo!

¿Qué es el body pump?

Esta actividad dirigida es un programa de entrenamiento físico en el que se combinan actividades de trabajo muscular con levantamiento de pesas y las propias del aeróbic. Este tipo de entrenamiento se realiza en los gimnasios como parte de las clases colectivas guiadas por expertos y su duración no supera la hora.

Durante la clase, se reproducen entre 8 y 10 canciones muy dinámicas para favorecer los ejercicios y, por cada canción, se trabaja un grupo muscular distinto. No todas las clases son así, ya que también hay otras cuya duración oscila entre 30 y 45 minutos, pero se trabajan menos grupos musculares.

El objetivo de estas sesiones es aumentar la masa muscular y quemar una gran cantidad de calorías. Se trabaja mucho la fuerza, lo que ayuda a tonificar y definir tus músculos. Las repeticiones se realizan en un orden concreto para garantizar el trabajo de los grupos musculares principales.

Algunos de los ejercicios son las flexiones con pesas o las sentadillas. El peso que se levanta depende de las características y capacidades de cada persona, de la intensidad de trabajo y de los objetivos personales.

Es un entrenamiento muy completo y el descanso entre ejercicios es muy corto. Por este motivo, se obtienen rápidos y visibles resultados. Los movimientos son muy sencillos, lo que lo hace accesible para todas las personas.

¿Cómo es la estructura de una clase de body pump?

Lo primero es entrar en calor con la primera canción. Es la fase de calentamiento y consta de una secuencia reducida y rápida de los ejercicios posteriores.

Una vez superada esta etapa, se trabajan las piernas y glúteos. También se realiza trabajo pectoral, de espalda, tríceps y bíceps. Posteriormente, se vuelven a trabajar las piernas, hombros y abdominales. Si entras en una clase de tiempo reducido, se eliminan algunos de los ejercicios.

En la última canción, se dedican entre 5 y 10 minutos a estirar los músculos y a relajar el cuerpo.

¿Cómo puedes comenzar a practicar body pump?

En primer lugar, has de saber que no hay que realizar más de un par de clases a la semana y es recomendable utilizar pesos ligeros o solo la propia barra.

Es importante que aprendas bien la técnica de cada ejercicio, aunque utilices poco peso. Las canciones se pueden hacer eternas y es conveniente moderar los pesos, aunque tengas la capacidad de hacer series de sentadillas con 40 kilos. Comienza esta actividad con moderación y ve aumentado el peso progresivamente.

Estas clases han de ser una competición contigo mismo y no con los compañeros. Cada uno tiene unas características y condiciones físicas propias. Esto es para ti y no para que los demás te digan lo bueno que eres.

Las actividades dirigidas son muy entretenidas, divertidas y motivadoras cuando tienen una base musical. Aprovecha esta clase para disfrutarla al máximo. Es tu momento para evadirte y pensar en ti. Entrena lo mejor posible, supérate a ti mismo y disfruta de los compañeros y la música.

Disfruta de los beneficios de hacer body pump

Como has podido comprobar, esta actividad supone un ejercicio aeróbico que va a repercutir de forma positiva en tu objetivo de quemar calorías y reducir el volumen de grasa que has acumulado en el cuerpo. La quema de grasa será más rápida, porque el body pump es un ejercicio de intensidad alta.

Como se trabajan todos los grupos musculares de tu organismo, vas a reforzar las articulaciones y mejorarás tu resistencia y rendimiento físico. Por otro lado, y gracias a que vas a ejercitar todos los músculos de tu cuerpo, prevendrás lesiones y tonificarás los músculos. Tu fuerza física también mejorará, porque realizarás levantamiento de peso directo.

Si prestas atención a los beneficios que puedes obtener a largo plazo, hay que resaltar que va a mejorar tu postura corporal. Esto evitará dolores de espalda tipo lumbalgias que se derivan de una postura incorrecta. Incluso algunos profesionales recomiendan esta actividad porque puede aumentar de forma ligera la densidad de los huesos.

En definitiva, esta actividad es muy recomendable, pero si nunca has realizado una clase de body pump y tu forma física no es muy buena, todos los profesionales recomiendan que tu incorporación sea progresiva y que no fuerces demasiado las primeras semanas. La intensidad ha de ser progresiva para reducir el riesgo de lesiones. Si quieres saber cómo comenzar tu entrenamiento, habla con nuestros técnicos.

Leave a reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *